Campeche, turismo con vocación ambientalista.

Con un litoral de aproximadamente 425 kilómetros, las costas de Campeche se distinguen por el gran atractivo de sus paisajes y su alto nivel de conservación.

Las autoridades han propiciado el turismo de naturaleza en las cálidas costas campechanas, ya que es ahí donde se puede disfrutar de la gran biodiversidad de aves marinas como los pelícanos cafés, las fragatas tijeretas; variedades de gaviotas, y donde la playa se une a los manglares, pueden contemplarse garzas, flamencos, entre otras especies. A esta nueva manera de conocer Campeche se le ha llamado Aviturismo, no obstante, a la par también han desarrollado infraestructura amigable con el ambiente, que permite mayor disfrute de las costas de Campeche, también famosas por el delicioso sabor de su cocina típica.

AAK-BAL

Este sitio, ubicado a sólo 48 minutos de la capital del estado, sobre la carretera federal Champotón-Carmen, se ha convertido en el principal centro residencial y turístico de la entidad.

Se extiende sobre una superficie de 305 hectáreas en la que ofrece en su primera fase, en los edificios Ceiba, 182 propiedades y 60 más en el desarrollo Marina, distribuidas en condominios, Pent House, unifamiliares y lotes urbanizados.

Sus instalaciones permiten la práctica de deportes acuáticos tales como el veleo, Kayakquismo y el buceo libre o snorkel. Cuenta con más de dos kilómetros y medio de playa, zona de manglares y la Marina con capacidad de 117 posiciones de atraque y fondeo.

Diseñado para estar en armonía con la naturaleza, Aak-Bal cuenta con medidas para la conservación del entorno y la protección de flora y fauna, en cumplimiento a las normas ecológicas y medioambientales.

En esta combinación de naturaleza y modernidad, el complejo turístico ofrece otros beneficios como hotel boutique, spa, campo de golf, canchas de tenis, gimnasio, club de playa, área de juegos infantiles, restaurantes y entretenimiento.

Por todo lo anterior, Aak-Bal, Marina Village, Golf & Club Resort, rodeada de mar y selva, se consolida en Campeche como una atractiva comunidad turística en el estado más seguro de México.

SIHO PLAYA

También en el municipio de Champotón a unos 40 kilómetros de la capital campechana, emplazado sobre la costa, se ubica el hotel Tucán Siho Playa. Las instalaciones funcionan en una antigua construcción del siglo XIX, por lo que a su riqueza histórica como ex hacienda henequenera, ahora suma la modernidad y comodidad para sus huéspedes.

Sin duda, su peculiar arquitectura es uno de los principales atractivos, sin embargo ofrece instalaciones que incluyen piscina exterior con asoleadero, playa privada, sala fitness, spa, salón de juegos con mesas de billar y ping pong, tienda de regalos, terraza mirador, capilla, salón de banquetes y jardín.

Las completas y modernas instalaciones incluyen habitaciones climatizadas, con acceso a internet, y la mayoría con vista a las aguas del Golfo de México, desde un balcón o terraza.

A todo ello podemos añadir la notable variedad gastronómica que ofrece en su restaurante bar Los Arrecifes, con menú que incluye los más representativos platillos de la región así como propuestas de cocina internacional.

Su privilegiada ubicación en la playa Siho de la comunidad de Seybaplaya, Champotón, igual permite al visitante conocer la capital del estado a tan sólo 40 minutos y también la cercana zona arqueológica de Edzná a una hora de trayecto.

Todo esto convierte al Tucán Siho Playa en un sitio idóneo para disfrutar del placentero paisaje marino de Campeche, el sosegado mar de sus costas y sus gratas puestas de sol.

CAMPECHE COUNTRY CLUB

 Pero las opciones recreativas no se acaban en Campeche, en la capital del estado, a unos 12 minutos del Centro Histórico de la ciudad y a sólo 8 del aeropuerto internacional, sobre el kilómetro uno de la carretera Campeche-Lerma, se encuentran las instalaciones del Campeche Country Club.

Se trata de un desarrollo inmobiliario con vistas a las costas del Golfo de México y diseñado para permanecer en armonía con el entorno natural, en una extensión de 320 hectáreas.

Cuenta con tres clubes privados para la actividad deportiva y recreativa, que permiten la práctica de deportes como futbol, tenis, raquetbol, volibol de playa y natación.

A todo ello se suman el moderno gimnasio y el campo de golf de 18 hoyos, diseñado por el reconocido Greg T. Letsche, quien creó un campo atractivo y desafiante para los golfistas con terreno ondulado, pasto tipo Bermuda, tiros a desniveles, dos lagos y una cascada.

Para los amantes del mar, está el Club de Playa y Marina con 500 metros lineales de playa exclusiva que ofrece los más elevados estándares de seguridad para los bañistas.

Y para completar el confort es posible disfrutar los platillos más variados en el restaurante o deleitarse con el paisaje natural desde la alberca. Mientras que la Marina cuenta con capacidad para 102 embarcaciones y 60 motos acuáticas.

De esta manera el Campeche Country Club, es otra de las atractivas opciones para disfrutar de los litorales campechanos.

CAMPECHE, LÍDER EN PRESERVACIÓN DE LA TORTUGA MARINA

Otra forma de disfrutar las playas campechanas y que cobra cada vez más interés por parte de los turistas nacionales y extranjeros, es la liberación de tortugas.

Con más del 60 por ciento de sus 425 kilómetros de costa bajo alguna norma  de protección, Campeche mantiene el liderazgo nacional en materia de preservación ambiental.

Y a lo largo de 176 kilómetros de litoral, hay establecidos 11 campamentos tortugueros. Por más de 40 años, Campeche ha mantenido el Programa de Protección y Conservación de las tortugas marinas.

De acuerdo a la estadística del 2017, hecha por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de Campeche (Semarnatcam), en cuatro décadas han sido protegidos 96 mil 972 nidos y liberadas a su hábitat más de 6.9 millones de crías de tortugas de las variedades blanca, carey y lora.

Este año el campamento tortuguero Isla del Carmen, reportó record histórico en anidación y liberación de crías de tortugas marinas. Fueron protegidos en costas campechanas 10 mil 700 nidos, lo que representó la posterior liberación de casi un millón de crías de tortugas blanca y carey.

Esta labor se ha convertido un ejemplo nacional de preservación de la biodiversidad y un espectáculo para propios y extraños, que disfrutan el turismo de naturaleza.

FOTOS: CAMPECHE.TRAVEL

Notas relacionadas: